• -58,00 €

    Mesa Estudio X-Loft Alejandría Roble Salvaje Negro

    256,00 €
    198,00 € Ahorre un 58,00 €
    Impuestos incluidos

    La Mesa de Estudio X-Loft Alejandría en Roble Salvaje es una práctica y robusta mesa tanto para escritorio, mesa de oficina, despacho o estudio.

    Gracias a su diseño, sus formas rectas y sus acabados encaja perfectamente tanto en ambientes nórdicos naturales como de estilo industrial.

    Cantidad

    La Mesa de Estudio X-Loft Alejandría en Roble Salvaje es una práctica y robusta mesa tanto para escritorio, mesa de oficina, despacho o estudio

    Gracias a su diseño, sus formas rectas y sus acabados encaja perfectamente tanto en ambientes nórdicos naturales como de estilo industrial

    La Mesa de Estudio Alejandría es firme y sólida incluyendo un grueso tablero acabado en Roble Salvaje Nordish de 54mm de grosor que muestra su vetado natural, aportando un toque auténtico y natural. Tiene una gran estabilidad gracias a sus patas metálicas en forma de X de color negro

    Incluye un cómodo estante para poner el monitor y todas las cosas que necesitemos bien recogidas y guardadas

    Características principales de la Mesa de Estudio X-Loft Alejandría de Roble Salvaje:

    - Mesa de escritorio fija Natural, práctica mesa de oficina despacho o estudio 

    - Ideal para oficinas profesionales o para zonas de trabajo en casa

    - Materiales rústicos a la vez que robustos, perfectos para encajar en estilo industrial y minimalista

    - Firme y sólida, incluye un grueso tablero acabado en Roble Salvaje de 54mm de grosor

    - Patas metálicas en forma de X de color Negro

    - Fácil limpieza con un paño húmedo

    - Requiere montaje, incluye instrucciones y herrajes

    Medidas: 120 x 60 x 77-88 (Largo x Ancho x Alto)

    Mantenimiento y cuidados

    La madera ya ha sido tratada para su uso doméstico, por lo que solo será necesario para su limpieza un paño seco o ligeramente humedecido con agua. Para quitar manchas usar un paño húmedo con jabón neutro y luego secar. Al ser un material propio de la naturaleza, la madera puede sufrir variaciones dependiendo del ambiente en el que está situada. Algunos productos de limpieza cotidianos, como los alcoholes o el amoníaco, pueden dañar de forma irreparable a la madera, por lo que recomendamos usar siempre productos naturales ecológicos.